Una inversión de 500 mil pesos en promedio por cada uno de los usuarios representó el apoyo para las familias que se vieron favorecidas con uno de los programas del Instituto de Desarrollo Agropecuario y financiado por el Gobierno Regional.

Carlos Gómez, director regional de INDAP, explicó alcances del beneficio.

Laura San Martín, vecina del sector Agoní, en Queilen, se mostró contenta con su título de dominio.

El citado programa contempla asesoría jurídica y financiamiento para acceder a los trámites en notarías y conservadores de bienes raíces.