El alcalde de Ancud Carlos Gómez Miranda, ante la presencia de malos olores registrados en marzo y con mayor intensidad la semana pasada, determinó interponer este lunes una denuncia ante la fiscalía local. La medida obedece al posible carácter de delito, ya que estos pueden estar dañando la salud de la población y ponen en riesgo al medio ambiente, como sostuvo el edil en sesión ordinaria del Concejo Municipal de la comuna. 

“Tuvimos varios inconvenientes la semana recién pasada, los cuales yo lamento. Pero creo que de alguna manera a nivel de solución se ha trabajado con las distintas organizaciones e instituciones que tienen que ver con lo ocurrido en nuestra costanera, donde se percibían olores bastante fuertes. Lo que produjo que el colegio Chiloé evacuara y que tengamos que lamentar la presencia de otras ingresadas a la atención médica en nuestro hospital local”.

Ante estos hechos, el alcalde Gómez a primera hora de este lunes, destacó el sustento jurídico de la acción, la que tiene asidero en las obligaciones señaladas en la Ley 18.883, artículo 58 letra k), sobre el estatuto administrativo para funcionarios municipales. Así lo informó el alcalde Gómez al finalizar la sesión del concejo municipal.

Este es un proceso que está en desarrollo y es por eso que asumiendo el día de hoy (Lunes), inmediatamente con el equipo jurídico de nuestro municipio he tomado la decisión de llevar a delante una denuncia ante la fiscalía local con el fin de solicitar que se investigue respecto de las situaciones ocurridas, sobre los manos olores percibidos la semana recién pasada”, informó el alcalde. 

La presencia de malos olores afectó a un amplio sector de la ciudad, información que está detallada en el informe municipal del Comité de Emergencia Comunal y que se suma a los argumentos municipales para presentar la medida judicial, tal como lo destacó el alcalde Gómez en relación a la tramitación que prosigue en fiscalía. 

Yo espero que sea acogida esta solicitud por parte del fiscal jefe. Y podamos tener los antecedentes a la mano en el más breve plazo posible para también visualizar si existen algún tipo de responsabilidad respecto a esto. Y quiénes han cometido esas irresponsabilidades y buscar las posibles sanciones que se puedan dar. En ese aspecto, fui bastante categórico en tomar esa decisión a horas de haber reasumido el cargo”, enfatizó el alcalde de Ancud. 

Cabe destacar que los malos olores, generaron entre otras serias molestias, vecinos con problemas respiratorios, desvanecimientos y nauseas; además de la suspensión de actividades programadas al aire libre y en el colegio Chiloé. Motivando la presencia de la Seremi de Salud Scarlett Molt, quien sumó equipos de análisis e inspección a los ya desplegados por la Armada. Mientras desde el municipio comprometieron la colaboración en lo necesario, tal como fue la limpieza realizada con maquinaria municipal el pasado miércoles en la Playa Fátima de Ancud.