El Consejero Regional por Chiloé, Cristian Miranda, a través del Consejo Regional, solicitó un informe con respecto al rebalse que habría sufrido una de las bombas de la empresa ESSAL y que derivó en el escurrimiento de líquidos hacia un riachuelo, contaminado la bahía de Ancud.

Según el personero, tal solicitud lo hizo en el último plenario del Consejo Regional, CORE, desarrollado el jueves último en Puerto Montt, precisando que la idea es conocer detalles de las causas que generaron esta irregularidad y nuevamente pone en entre dichos, la eficiencia de esta empresa.

 

Miranda, agregó que si bien la solicitud fue planteada al Intendente Regional, se espera que a través del Consejo Regional y mediante oficio se solicite a la Superintendencia de Servicios Sanitarios, un informe con respecto a esta situación que se ha generado en Ancud.

Sumó que la empresa ESSAL debe cumplir con estándares de calidad y de funcionamiento a la altura que se merece la región y no estar cada cierto tiempo en el tapete de la noticia, por irregularidades que pueden ser subsanadas con anticipación.

Indicó que como consejeros regionales tiene el deber de solicitar estos informes, para estudiarlos de forma minuciosa y posteriormente tener planteamientos propositivos, que permitan prevenir estas irregularidades.